Back to home
in Atreverse a viajar sola, Reflexiones

Atreverse más, pensarlo menos

  • 28 Septiembre, 2014
  • By Mary Salas
  • 13 Comments
Atreverse más, pensarlo menos

Hace unos días, al abrir un cajón de mi velador me encontré con una carta de mi mejor amiga del colegio, me dieron ganas de abrirla para recodar un poco que había puesto en ella,dentro de todas las cosas lindas que me deseaba porque acabábamos el año, cerraba la carta con una frase “nunca cambies”.

Me quedé pensando… ¿Cuántas veces nos han dicho o hemos dicho algo así? ¿Somos las mismas personas desde el colegio? ¿Quisimos seguir siéndolo? Y si cambiamos, ¿Qué pasó para que esto ocurra?

A lo largo de los años ha habido situaciones o gente que han hecho de mí la persona que soy ahora. Por eso no podría decir que siempre seré la misma Mary porque definitivamente me falta caminar y estoy segura que iré cambiando en el camino.

De hecho, si ahora viajo sola sin tener miedo y tengo estas ganas de conocer el mundo es por una situación en particular…

Era finales de Febrero del 2011, tenía comprado mi boleto de avión y la visa lista para ir a Europa en tan solo dos semanas me iba a visitar a mi enamorado que vivía allá, estaba ilusionada por ir a verlo y volver al viejo continente, con la diferencia de que ya habían pasado 10 años desde el primer viaje.

Una tarde que me disponía a trabajar, recibí un mail donde él me explicaba que “era mejor no vernos” y después de esa frase me explicaba muchas cosas más (probablemente tenía razones de peso) pero simplemente no las leí, mi vista se nubló por las lágrimas que tenía en los ojos, cerré la laptop, me quedé mirando al vacío y sentí un nudo en la garganta. Se me desplomó todo en ese momento, necesitaba hablar con alguien.

Esa tarde fui a ver a mi primo para contarle lo que me había pasado, al comienzo solo lloraba por lo ocurrido, de pronto me di cuenta que no solo era otra desilusión amorosa más, sino que se me venía encima un viaje, me entró un miedo tremendo, ¿Qué iba hacer ahora con este pasaje? Sólo tenía dos semanas y partía, si ya no iba a ir a ese país, ¿A dónde iba a ir? No tenía ni hoteles separados, ni el viaje organizado. De pronto la tristeza cogió la puerta de escape y salió silenciosa; a su vez, la rabia y la preocupación entraron por la puerta principal haciendo bulla y atormentándome.

Mi primo decidió sentarse a mi lado después de haberme estado escuchando de pie, tan solo me puso la mano en el hombro y hasta ahora recuerdo sus palabras “bueno Mary, tienes dos opciones ahora: la primera es que sigas llorando, lamentándote de lo que pasó y pierdes el pasaje. La segunda, coges un mapa de Europa y haces un recorrido a todo lo que te gustaría conocer, llenas una mochila de ropa y comienzas tu viaje sola”.

La sola idea de lo segundo me aterraba, yo solo quería consuelo y mi primo no me servía de mucho en ese momento, así que me despedí y me fui de su casa.

Esa noche no podía ni pegar un ojo, tenía miedo, rabia, pena y sin haber comenzado mi viaje ya me sentía sola. Al día siguiente, con la luz cayéndome en el rostro, me desperté de las pocas horas que había dormido y me levanté…ese mismo día imprimí un mapa de Europa y en la tarde fui a comprar mi primera mochila.

Las dos semanas siguientes, pasaron volando ya tenía un poco más planificado mi viaje, ya había intercambiado mails con algunos amigos que sabía que vivían por allá y que me podían hospedar en algunas de mis paradas y en las que no, ya tenía algunas reservas de hoteles que había ido buscando…mi viaje empezaba a tener forma, conocería 13 ciudades y 3 países en 21 días totalmente sola.

Llegó el día esperado, con mi mochila a cuestas, con mis papás despidiéndose y repitiéndome que estaba un poco loca (estaban definitivamente preocupados), pasé por la puerta de embarque, dejé de ver rostros conocidos. Con mucho miedo y ansiedad empezaba este travesía sola que definitivamente cambiaría mi vida…

En este viaje me esperaban muchas aventuras que les iré contando en las próximas publicaciones y podrán acompañarme en este trayecto en donde enfrenté mis miedos, me atreví, tuve la suerte de conocer muchas personas y sobre todo a alguien muy especial.

Continúa leyendo… haz click aquí

©Los viajes de Mary Blog 2014. All Rights Reserved.

By Mary Salas, 28 Septiembre, 2014 ¡Hola! Soy Mary, la que viaja, toma las fotos y escribe este blog. Aquí relato mis experiencias personales, doy muchos tips para viajar barato y uno de mis objetivos es contagiarte las ganas de viajar.
  • 13
El poder de la mente
Hoy volví
Lo que me llevó a Suiza
13 Comments
  • Maricruz
    28 Septiembre, 2014

    oww q emocionante!! Y las siguientes partes??

  • Claudia Arias Soto
    28 Septiembre, 2014

    Sabes, si bien he viajado en grupo y he tenido experiencias maravillosas, tambien han habido oportunidades es las que he agarrado mi maleta y viajado sola… me encanto tu historia y me motiva a planificar el proximo viaje

    • Mary
      4 Octubre, 2014

      Gracias Claudia, me encanta que te haya encantado mi historia y más aún que quieras planificar un viaje, es buen síntoma

  • Alfonso
    28 Septiembre, 2014

    No es justo que nos dejes así, apurate en publicar la siguiente parte la esperamos con ansias.

    • Mary
      4 Octubre, 2014

      jeje gracias Alfonso, ahora mismo, escribo el nuevo post! mañana lo tendrán en listo para leerlo saludos!!!

  • Carmen Rosa Neyra
    28 Septiembre, 2014

    Yo he hecho muchos viajes sola y acompañada… Y creo que la mejor mochila que puedes llevar en un viaje es irte FELIZ y abierta a disfrutar de cada paso que das!!! La vida es un cajita de Pandora… Tenemos que aprender a vivirla con una sonrisa en la boca!!! Viajar de abre la mente y te ayuda a conocer culturas que sólo se pueden sentir en carne viva y en el lugar exacto! Buen artículo

    • Mary
      4 Octubre, 2014

      Exacto Carmen, hay que sacarle la vuelta siempre a todo, si algo va mal, pues volverlo en algo lindo. Si algo te pone triste, sonreír para combatir la pena. Los viajes solo te amplían la visión y te cambian la vida, siempre para bien. Gracias por tu comentario! un abrazo

  • Rodolfo
    1 Octubre, 2014

    Wow, increible como en esos momentos en que pensamos: está todo está listo, pero justo ahí ocurren cosas impensadas, inesperadas, que van a tirar por la borda nuestros planes. Sin embargo, al final creo que simplemente ponen a prueba nuestro temple, ya que luego de superado terminamos aprendiendo algo bueno. Llegue aquí por la nota en La Mula sobre las razones para viajar solo, y ya me enganche a tu blog porque me recuerda un poco mi experiencia.

    RT
    PS: Al igual que tú, en dos oportunidades, me fuí a Europa a visitar un sin número de ciudades y países en 24 días.

    • Mary
      4 Octubre, 2014

      Hola Rodolfo!! gracias por seguirme y que genial que te haya gustado mi blog, espero que te siga gustando, estas notitas son las que me siguen dando ganas de escribir. Saludos

  • Tania
    5 Octubre, 2014

    Hola Mary, recién descubrí tu blog y me parece muy linda tu historia, de como partiste este amor al viaje y como después de una desilusión amorosa ganaste un hermoso viaje. Yo también soy una amante de los viajes, aunque he viajado poco y sólo dentro de Chile y Argentina y principalmente con amigos. Las razones por las cuales no he ido más lejos…plata y el miedo a viajar sola. Ahora que ya soy adulta y trabajo el tema de plata se puede solucionar un poco más, pero…como se supera el miedo a viajar sola?

    • Mary
      5 Octubre, 2014

      Atreviéndose Tania!! tu puedes, si yo puedo, porque tu no? Todos podemos, solo es cuestión de lanzarse y no sabes las lindas experiencias que tendrás. Mucha suerte y muchas gracias por escribirme

  • Lily
    30 Mayo, 2017

    Yo de joven no pude hacerlo porque tenia a mis hijos y era mamá divorciada. Pero a los 50 con ellos ya casados comence a viajar. Europa me vuelve loca, el verano pasado fui y ya estoy programando volver en mis proximas vacaciones. No soy potentada, solo una laburante y viajo haciendo muchos sacrificios y dando vueltas buscando la forma de gastar menos. Pero la experiencia es impagable.Con mis ya 59 años aun me quedan muchos viajes por hacer.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

MARY SALAS
¡Hola! Soy Mary, la chica detrás de este blog que comenzó en el 2013. Soy arquitecta de interiores, fotógrafa y escritora. ¡Bienvenido a mis viajes!
Signature
TOURS BOUTIQUE EN PARÍS
TOURS BOUTIQUE EN PARÍS
Find us on instagram

@losviajesdemary

error:
error: Content is protected !!