Back to home
in Malasia

Las miradas en Kuala Lumpur

  • 4 Marzo, 2016
  • By Mary Salas
  • 3 Comments
Las miradas en Kuala Lumpur

Como ya les había contado, estoy viviendo en Singapur por dos meses, y aprovechando esta gran oportunidad y la cercanía a otros países asiáticos, estuve viendo lugares para visitar. Mi primer viaje dentro de Asia lo escogí casi por casualidad, aunque detrás de esa casualidad habían recomendaciones, historias que había escuchado, fotos que había visto y juntando todo, hacían que el nuevo destino me llamara la atención. Adicional a esto, cuando puse en el buscador de pasajes, desde: Singapur a: Cualquier destino, el precio más barato y por bastante diferencia, se lo llevaba la capital de Malasia. IMGP5539

Fue así que dejé Singapur para conocer, explorar y descubrir Kuala Lumpur, más conocida como KL, como la llaman cariñosamente los lugareños. El nombre de esta ciudad significa “confluencia fangosa o confluencia de lodo” debido a su ubicación donde confluyen los ríos Klang y Gombak. Esta ciudad fue fundada en 1857 cuando varios mineros chinos se establecieron allí por importantes yacimientos de estaño atrayendo mercados y comerciantes a la zona, y desde entonces no ha parado de crecer y hasta la actualidad se pueden ver grúas y terrenos baldíos con letreros de futuras construcciones que te indican que continúan en pleno crecimiento.

KL2

Cuando llegué a Kuala Lumpur noté la gran diferencia con Singapur, no es que me guste comparar ciudades porque sé que cada lugar tiene sus virtudes y desventajas pero fue inevitable hacerlo. Apenas crucé esa línea que divide esta gran isla en dos países, Malasia y Singapur, sentía que me transportaba, no sólo de época sino de realidades. Singapur es el hermano menor y “adinerado” de Kuala Lumpur, no sólo porque su moneda, el dólar Singapurense vale mucho más que el Ringgit, sino también porque se nota visiblemente que una está en la cumbre y la otra está en pleno crecimiento. Para darles un ejemplo, en Kuala Lumpur los taxis son informales y se niegan a usar los taxímetros, colocando tarifas muy diferentes por un mismo trayecto, según el humor de sus conductores, de la misma manera con sus buses públicos que cobran el triple si eres turista; las calles no son tan ordenadas y limpias como en Singapur y si quieres cruzar la pista, pues tendrás que acelerar el paso o correr porque los autos no se detienen con facilidad. Además, si vas caminando, en tan sólo unos minutos podrás ver el mix de culturas y contrastes urbanos.

IMGP5609

En un abrir y cerrar de ojos estás entre las Torres Petronas y los barrios más lujosos de la capital, atiborrados de tiendas exclusivas y con una iluminación resplandeciente. A pocas cuadras todo cambia drásticamente, la luz se vuelve tenue, las calles se oscurecen, las casas se ven descuidadas y algunos indigentes convierten la calle en su hogar, y terminas tu recorrido en los barrios más coloridos, tradicionales y caóticos como Chinatown o Medan Pasar.
IMGP5616

KL8

Los primeros días me costó habituarme a los cambios drásticos de temperatura que hay en la ciudad, entre lluvias extremas que dejaban las calles como grandes ríos y a los pocos minutos la misma calle estaba sin agua, húmeda y llenándose de vapor por el calor que hacía. Cada vez que salía del hospedaje sentía una ola de calor sofocante y asfixiante que me iba derritiendo poco a poco, y como estaba en un país donde la mayoría son musulmanes, por respeto a ellos, opté por ir con una falda hasta el piso, lo cual hacía que el calor me atormente, pero le ponía ganas y agradecía el poder estar al menos con los brazos descubiertos, ya que cada vez que sentía que el calor me iba a matar, levantaba la vista y una chica musulmana pasaba frente a mí, tapada hasta el cuello, con pantalones y polo manga larga. No voy a mentir que aunque respeto y me gusta aprender de todas las costumbres y religiones, el hecho de que las mujeres se tapen tanto me atormenta interiormente; si yo paso calor, no me quiero ni imaginar lo que ellas sienten. A veces me cuestiono, ¿si vinimos a este mundo desnudos por qué nosotros empezamos a querernos tapar todo hasta llegar a extremos como estos?

fotonoticia_20150721142955_1280

Otra cosa que me hizo sentir hasta cierto punto un poco incómoda, son las miradas de la gente. Sé que para aquí debo ser como una especie de mujer exótica que causa curiosidad por mis rasgos pocos comunes en la zona y aunque era divertido ver como los niños se quedaban por buen rato mirándome fijo y cuando volteaba a verlos, sus ojitos giraban casi como diciendo, “yo no fui”, también las mujeres, más discretas, pero igual de observadoras me analizaban de pies a cabeza y con una sonrisa de complicidad cerrábamos el momento. Pero también me topé con los ojos de hombres y por más que les plantaba la mirada, no la bajaban, sino por el contrario, su mirada se volvía fuerte y pronunciada. ¿Será un tipo de efecto que se causa a raíz de que la mayoría de las mujeres están tapadas aquí? ¡Más respeto por favor!

1 Foto JR Artist

Volviendo al paseo turístico, uno de los días que me encantó, fue cuando visité las cuevas de Batu, en un pequeño viaje de 30 minutos, en un tren con vagones que sólo podían ser utilizados por mujeres y de donde echaron a A. (quien tuvo que ir en otro), llegué a este lugar increíble e impresionante. Habían turistas pero la mayoría eran indios, todos andaban descalzos en señal de respeto a su templo, los niños corrían y reían libremente, las celebraciones llenaban de incienso sus pasillos y templos, la gente desfilaba con una pintura blanca en sus frentes y el lugar se llenaba de paz. Una paz que contagia, que llenaba de color y alegría a toda la cueva.

CUEVAS-6

Los días transcurrieron en esta ciudad llena de contrastes, diferentes religiones y miradas, las miradas en Kuala Lumpur.

By Mary Salas, 4 Marzo, 2016 ¡Hola! Soy Mary, la que viaja, toma las fotos y escribe este blog. Aquí relato mis experiencias personales, doy muchos tips para viajar barato y uno de mis objetivos es contagiarte las ganas de viajar.
  • 3
3 Comments
  • Grace Narvaez
    6 Marzo, 2016

    Hola Mary
    Acabo de leer todos los post relacionados con tu muevo destino.
    Primero que todo quiero felicitarte por esta oportunidad que tienes de vivir y conocer el mundo y permitir que los que te seguirmos a través del blog lo conozcamos también.
    Además, me encanta tu blog porque eres muy sincera en tus apreciaciones, y me uno a tu pensamiento respecto al tema de la vestimenta de las mujeres.
    Por otra parte no sé si es la configuración de tu página pero no pude comentar en las entradas anteriores, solo en esta me apareció la casilla de deje y pues desde hace rato estoy con la idea asi que hoy me atrevo a preguntarte por acá : como puedo hacer para que postearas una de las entradas de mi blog el cual empecé hace un par de meses, en tu sección de invitados?
    Saludos desde Colombia!!!

    • Mary
      6 Marzo, 2016

      Hola Grace! Gracias por tu mensaje tan bonito!!! En cuanto a tu pregunta, encantada de poder contar con tu entrada, mándame un mail a losviajesdemary@gmail.com y coordinamos todo, un abrazo grande hasta Colombia!

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

MARY SALAS
¡Hola! Soy Mary, la chica detrás de este blog que comenzó en el 2013. Soy arquitecta de interiores, fotógrafa y escritora. ¡Bienvenido a mis viajes!
Signature
SUSCRÍBETE AL BLOG

Si quieres acompañarme y viajar conmigo, suscríbete al blog y podrás recibir contenido exclusivo, los últimos posts e info útil. 

TOURS BOUTIQUE EN PARÍS
TOURS BOUTIQUE EN PARÍS
Find us on instagram

@losviajesdemary

error:
error: Content is protected !!